Utilizamos cookies de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra política de cookies.

Cerrar

Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

Fin de la sección de utilidades

Está usted en:

  1. Comunicación
  2. Notas de prensa

Notas de prensa

Comienza el contenido principal

El consejo de administración de Isolux formula las cuentas de 2016 y avanza en la venta de su negocio de EPC

2 de junio de 2017

  • El área de ingeniería y construcción generó negocio por 1.205 millones pese al impacto de la falta de liquidez.
  • Los resultados arrojaron unas pérdidas de 1.332 millones de euros, incluyendo fuertes ajustes y saneamientos.
  • La cartera de proyectos reconocida al cierre del ejercicio asciende a 2.057 millones.
  • El plan de viabilidad en marcha contempla la continuidad de una mayoría de los proyectos.
  • Compartir:

El Consejo de Administración de Isolux Corsán ha formulado esta mañana las cuentas de 2016, una vez analizado el impacto del plan de viabilidad en los resultados y los balances del grupo y de las sociedades dependientes.

Los resultados del pasado ejercicio muestran unas pérdidas de 1.332 millones de euros, debidas en buena medida a los ajustes y saneamientos por importe de 2.853 millones aplicados en los activos de las áreas de ingeniería y construcción (EPC), concesiones y otros negocios.

El área de EPC tuvo una cifra de negocios de 1.205 millones de euros. Tras los ajustes en la cuenta de clientes esta cantidad se redujo a 706 millones. Ya en el consolidado, el grupo cerró 2016 con una cifra de negocios de 758 millones. El resultado bruto de explotación (EBITDA) fue negativo en 1.287 millones. Esta magnitud recoge el efecto de los saneamientos realizados en EPC y en otras actividades, entre las que se incluyen las concesiones. El resultado antes de impuestos arroja unas pérdidas de 326 millones, que se elevan a 1.332 una vez incorporadas las que proceden de activos puestos para la venta e impuestos.

 El negocio de EPC registró unas pérdidas operativas de 102 millones de euros, a las que se suman 955 millones por los ajustes y  las provisiones por deterioro de proyectos y 386 millones por la minoración del fondo de comercio al reducirse el perímetro de actividad como consecuencia de la ausencia de financiación. En el negocio de concesiones y otras actividades no estratégicas los ajustes de valor de los activos se cifran en 1.512 millones.

 El efecto de tales minusvalías ha sido parcialmente compensado por las plusvalías de 1.969 millones derivadas del proceso de capitalización de deuda, en ejecución del acuerdo de reestructuración financiera alcanzado el 28 de julio y homologado por la autoridad judicial.

En el lado del balance, la deuda neta con recurso descendió desde los 1.413 millones registrados al cierre de 2015 a los 511 contabilizados al 31 de diciembre de 2016. Aquí se aprecia el efecto del plan de reestructuración sobre el endeudamiento del grupo.

Finalmente, la cartera reconocida al cierre del ejercicio suma 2.057 millones de euros, que equivalen a casi dos años de actividad del área de EPC.

 Plan de viabilidad

El plan de viabilidad elaborado por el equipo de gestión y la firma especializada en reestructuraciones Alvarez&Marsal fue aprobado por el Consejo de Administración de Isolux el pasado 26 de mayo. La dirección de la compañía, los principales accionistas y los asesores abordan el proceso de reestructuración con el objetivo de mantener el mayor número posible de puestos de trabajo, limitar los riesgos asociados a las garantías en vigor y facilitar la continuidad de la actividad del grupo.

El plan distingue tres bloques en las actividades empresariales del grupo: un primero, que reuniría los proyectos en curso y  en cartera que tienen o generarán caja positiva; un segundo, integrado por obras cuyas necesidades de financiación adicional para su culminación son inferiores al riesgo contenido por garantías y avales; y un tercero en la que se integraría el resto de las actividades, incluidos todos los activos que están en proceso de desinversión.

El proceso de búsqueda de inversores para el negocio de EPC avanza con el asesoramiento de Rothschild y Alantra.

El Consejo de Administración considera que con el apoyo financiero adecuado el Grupo Isolux  Corsán constituye un proyecto empresarial viable que podría recuperar una parte del valor que ha perdido como consecuencia de los deterioros que reflejan las cuentas.

  • Compartir:

Buscador de Noticias

dd/mm/aaaa

dd/mm/aaaa

Fin del contenido principal

  • Inicio del contenido